Entradas

¡Si sabemos dónde vamos problamente llegamos!

¿Cuál es mi objetivo?

Llegamos a final de año, dejamos atrás los proyectos terminados para enfocarnos a los nuevos. Seguir avanzando en pro de lo que perseguimos sea personal o profesional, dar sentido y aportar valor a nuestra sociedad,  como psicóloga en empresas os quiero hablar  del porque saber donde vas te lleva a buen puerto. Habamos de objetivos y compromisos.

Hoy quiero hablaros de los objetivos y los compromisos.

El equipo de profesionales son el talento en la empresa y tienen un enorme impacto en el éxito de todo negocio. Si hacen un trabajo increíble, el negocio avanza; por el contrario, si las personas se desempeñan mediocremente, el negocio se estanca.

OBJETIVOS Y COMPROMISOS

¿Pero cómo puedes saber si tu equipo está teniendo o no un buen desempeño? La respuesta es sencilla: estableciendo claramente los objetivos, que estos sean compartidos y realizar seguimiento del proceso para todos los implicados. Al fijar objetivos, tu personal sabe por qué trabajar y hacia dónde ir. Y al seguir y medir su desempeño en cuanto al cumplimiento de esos objetivos, tú y ellos sabrán si van por buen camino.

“Establecer metas es el primer paso en volver lo invisible en visible”

Anthony Robbins

Establecer metas y medidas no es tarea fácil, por ello te comparto algunas recomendaciones que pueden ser bien útiles:

  1. Haz que las personas de tu equipo establezcan sus objetivos o metas y acuerda con ellos.
    Es mucho más motivante para las personas fijar sus propios objetivos, en lugar de simplemente dictárselos. Así que pídeles que establezcan sus metas, acuerda, analiza, evalúalas dando seguimiento pactado.
  2. Los objetivos pueden seguir las características siguientes y nos apoyamos en un acróstico para acordarnos: 

METAS  

MOTIVADOR. Los objetivos al definirlos conviene que nos motiven, nos ilusionen y nos marquen nuestra ruta, sabiendo que esta es la que queremos alcanzar para hacer un salto mayor.

ESPECÍFICO. El objetivo conviene que quede en algo concreto, no vale decir perder peso, es necesario poner un número que cuantifique lo que quiero alcanzar perder 10 kilos de peso o llegar mi peso ideal de 60 kilos.

TEMPORAL. El objetivo debe ser temporal, en cuanto tiempo?, es decir ¿cuándo voy a alcanzar dicho objetivo? Poner la fecha en que debe estar alcanzando.

ALCANZABLE. Evidentemente que sea un objetivo que se pueda llegar, si sobrestimamos el tiempo y nos quedamos cortos, podemos conseguir bajar el ritmo y que el objetivo no se cumpla. Por el contario si el objetivo no es retador entramos en una desmesurada confianza y de nuevo bajamos el ritmo en cuanto a nuestra eficacia personal.

SEGUIBLE. Que sea mesurable o se le pueda dar seguimiento, definir la manera es que haremos el control de seguimiento para saber que vamos por el buen camino, la ruta trazada y los cumplimientos son los adecuados.de algún tipo.

  1. Asegúrate que las metas estén dentro del control de los profesionales
    Debes asegurarte que cada miembro de tu equipo tiene el control sobre la posibilidad de lograr o no sus metas.  No fijéis cosas que no se puedan cumplir, ya sea por falta de recursos, porque estén fuera de su alcance o dependan de un tercero y de la situación del mercado.
  2. Recuerda que los objetivos o metas sean medibles
    Como mínimo, los Team Leaders deben establecer metas mensualmente, aunque podrías considerar hacerlo en un periodo semanal e incluso diariamente. Lo que es esencial es que la meta esté atada a un periodo específico de tiempo.De forma similar, estas metas deben ser medibles con métodos claros y predeterminados. De no ser así, ni tú ni tu equipo sabrán si se han cumplido, lo que puede afectar su motivación y disminuir la moral y el bienestar laboral.
  3. Establece metas grandes y pequeñas
    Los profesionales necesitamos establecer tanto metas grandes, destinadas a alcanzarse en el largo plazo y que identifiquen lo que desean cumplir en el futuro, como metas más pequeñas que puedan conseguirse en poco tiempo y que signifiquen pasos para llegar a las grandes.Por ejemplo, un vendedor podría fijarse el objetivo de lograr un 10% en ventas anuales. Para alcanzarla, podría establecer otras que le permitan obtenerlo como realizar 20 visitas mensuales, 10 a clientes calientes y 10 propuestas nuevas.Al definir y monitorear estas metas más alcanzables, las personas mantenemos un mayor enfoque en nuestro trabajo, nos sentimos mejor emocionalmente y llegamos a ser más eficaces.

Mantén siempre tus ojos abiertos, siempre observando. Porque cualquier cosa que veas puede inspirarte”

Grace Coddington

  1. Impulsa el reconocimiento personal y de equipo
    Reúnete con tu equipo en un encuentro o reunión de equipo al inicio de cada mes. En esta reunión, cada miembro del equipo debe exponer las metas que alcanzó el mes pasado, cuál fue su desempeño y cuáles son sus metas para el próximo mes.Esta clase de encuentros ofrecen una retroalimentación y colaboración positivas, que sirven para que los miembros del equipo mejoren su desempeño en aras de obtener la satisfacción de compartirlo con el resto de compañeros.
  2. Permite que las personas vean resultados en tiempo real
    Los profesionales quieren ver resultados en sus metas sea diariamente, semanalmente, mensualmente o trimestralmente. Hacer esto les permite entender cómo están progresando y qué cambios deben realizar para conseguir los objetivos a largo plazo.No hacerlo sería similar a no decirle a un atleta el marcador sino hasta que termine el partido. En cambio, hacerlo les dará una oportunidad de modificar su estrategia y desempeño según si van perdiendo o ganando.
  3. Define metas creativamente cuando sea necesario
    Para algunos roles los objetivos pueden ser más concretos y fáciles de definir y diseñar. Pero en otros puestos de trabajo, es más retador el saber cómo definirlo ya que no son del todo obvias o cuantificables. Para superar esta situación piensa el escenario ideal en el que la persona realizaría un excelente trabajo que contribuya al bien de la empresa.Busca como quieres que se hagan las cosas en un futuro y define un objetivo ideal.Al alinear las metas de la empresa con las de las personas que la forman, y proveyendo visibilidad en tiempo real para permitirles saber su progreso, tanto la empresa como tu talento laboral se verán beneficiadas.

“Las dificultades aumentan cuanto más nos acercamos a la meta”
Johann Wolfgang von Goethe

Espero que esta lectura te sirva de ayuda y que así, si no los tienes, empieces ya a definir tus objetivos para el próximo año.

Si quieres saber más sobre la psicología en la empresa contacta con info@mjtorrente.com puedes consultar lo que precises.

Adelante!

 

 

 

Practica el buen humor en el trabajo

¿Divertirse en el trabajo es perder el tiempo?

Divertirse en el trabajo ayuda a sentirse mejor, disfrutar y producir mejor. El bienestar y el buen humor en el trabajo fomentan la felicidad en el entorno laboral.

¡Trabajo y Humor hacen un buen equipo!

La risa y el buen sentido del humor tiene muchos beneficios para la salud física y emocional, las personas que tienen un buen “coeficiente humorístico” (fun quotient) ayudan a fomentar un buen clima laboral. A la hora de evaluar y valorar, es un indicador bastante importante a tener en cuenta en los procesos de selección del departamento de RRRHH.

¿Conoces cuales son los beneficios del humor en la empresa?

  • Potencia el trabajo en equipo. La motivación, la comunicación y la innovación ayudan a cohesionar el equipo y lograr mejores resultados.
  • Mejora la motivación individual y del equipo. 
  • El buen humor ayuda a ser más positivos y constructivos, por lo que podemos abordar los problemas desde un punto de vista más distendido y facilitador. El trabajar en un entorno “cargado” de tensión y mal humor es muy desmotivante.
  • Estimula la innovación y la capacidad de resolución. Fomenta las relaciones y favorece la generación de sinergias internas y la resolución constructiva ante las situaciones que se presentan.
  • Fomenta la comunicación. Favorece un entorno en el que las relaciones son más cercanas, y ayuda a dialogar en momentos de conflicto.

¿Sabes qué coeficiente humorístico tiene tu empresa?

La felicidad no reside en las cosas o ambientes, sino en algo que no se puede enseñar, comprar, vender o manipular, que es el desarrollo de la parte espiritual de cada persona.

La responsabilidad de ser feliz y estar bien es tuya, no del otro 

¿Somos más felices por el contexto en que vivimos o somos más felices por la manera de procesarlo?

Felicidad, un resultado de plenitud en nuestra existencia 

Quizás la mejor forma de encontrar la felicidad, sea dejar de tratar de ser felices y empezar a focalizarnos en lo que da sentido a nuestra vida en el ámbito personal, familiar y laboral.

Darle un sentido a nuestra existencia, un deseo por cumplir, un reto a conseguir e intentar conseguirlo, nos aportará la plenitud existencial, y como consecuencia, la felicidad. Y cuanto más noble sea nuestra meta, mayor será este sentimiento de felicidad.

¿Pero, de qué hablamos cuando hablamos de felicidad?

Sabemos que son muchas las personas que hablan sobre la felicidad, parece una moda, por eso en este blog quiero recurrir a quien realmente estudia la felicidad y saber de qué hablamos: los psicólogos y entre ellos el cofundador y director de aprendizaje de Estudios de felicidad:

Tal Ben-Shahar, Doctor en Comportamiento Organizativo y licenciado en Filosofía y Psicología. Obtuvo dos de las clases más demandadas en la historia de la Universidad de Harvard, la asignatura de Psicología positiva y Psicología del liderazgo.

¿Cuáles son los aspectos claves que señalas las diferentes teorías para aumentar el buen humor y la felicidad?

  1. Hacer ejercicio cada día
  2. Desayuno manera relajada
  3. Alimentar hacerte bien
  4. Agradecer lo que tenemos
  5. Expresar lo que sentimos y pensamos
  6. Gastar el dinero en experiencias no en cosas: un estudio descubre que el 75% de las personas se siente más feliz cuando invierte su dinero en viajes, cursos y experiencias.
  7. Dedicar tiempo a los retos que te plantees
  8. Sonrisa a la vida y las personas
  9. Cuidar tus pies que son los que sustentan tu cuerpo,
  10. Cuidar tu cuerpo y tu imagen.

    Marco Aurelio ya nos decía: Todo lo necesario para una vida feliz está dentro de ti, en tu manera de pensar.

El trabajar en equipo es vital para el éxito de una empresa

El trabajar en equipo es vital para el éxito de una empresa y un elemento clave para el desarrollo personal y profesional de las personas que en forman parte. Es por eso que las compañías cada vez están más convencidas de la necesidad de estimular las diferentes competencias que resultan claves para que el trabajo en equipo aporte los beneficios esperados en el desarrollo de cada proyecto.

Alcanzar el objetivo común es la motivación que debe impulsar a cada persona el desarrollo máximo de sus capacidades

Para trabajar en equipo hay que aprender a escuchar y valorar las opiniones de los demás, ya que nos hace ampliar perspectivas y nos enriquece. Un equipo que trabaja unido conoce las fortalezas y debilidades de cada miembro, y de esta manera se pueden repartir las tareas en función de la capacidad de cada persona.

El trabajo de todas las personas es importante. Los éxitos o los fracasos pertenecen a todos los miembros del equipo.

En Mail Boxes Etc. El Prat están convencidos de la necesidad de estimular las diferentes competencias que resultan claves para que el trabajo en equipo aporte los beneficios esperados en el desarrollo de cada proyecto dentro de la empresa

 

Hemos trabajado el que y como de esta competencia para darle sentido al equipo en el logro de los resultados

Ventajas para la empresa

Un equipo bien entrenado y eficiente completa las tareas con más rapidez y precisión, lo que permite a la compañía asumir más trabajo y generar más ingresos sin necesidad de contratar más personal.

Además trabajando en equipo surgen intercambios de ideas de más calidad, por lo que la empresa se beneficia de la gran variedad de sugerencias que provienen de equipos eficaces. La mejor manera de enfrentarse a retos particularmente difíciles es a través de personas que se identifican con los propósitos de la compañía, con un sentido de pertenencia respecto del compromiso una realidad.

Entrenando a los empleados de una compañía en las competencias que son la base del trabajo conjunto, se pueden conseguir procesos que hacen más fácil la consecución de objetivos, al tiempo que se contribuye a la mejora de la calidad de vida laboral los miembros del equipo, se agrega valor a los procesos y cada integrante pone al servicio del equipo sus más destacadas competencias.

Mientras más personas se comprometan con la realización de una actividad, mejores y más efectivos serán los resultados. Además esta fórmula es inherente a la calidad del ambiente laboral y el ánimo de los trabajadores, ya que logran desarrollar de manera eficiente la autoestima de cada persona de la organización.

El objetivo del trabajo en equipo es poner más capacidades, inteligencias, ideas y destrezas al servicio de una tarea o actividad, para que los resultados se den de manera más rápida y con más calidad 

¿Sabías que trabajar de manera conjunta y eficazmente se puede aprender y entrenar? ¿Te apuntas?